miércoles, 7 de julio de 2010

Stop a la violencia de género: Mi casa es un infierno

Alén Filmes es una productora viguesa que durante la primera década del siglo XXI estuvo dedicada a la animación en stop-motion y plastilina, siendo nominada para importantes premios como El Mestre Mateo en 2007, a los mejores cortometrajes de animación y estando presente en múltiples festivales. Actualmente, Alén Filmes se centra en la dirección de casting y figuración para grandes producciones de televisión y cine. Esta productora viguesa presentó a la Segunda Edición de Animacam una obra realizada en plastilina sobre la violencia de género: Mi casa es un infierno.

Mi casa es un infierno es el primer capítulo de la serie de animación "Historias del día a día". Narra la historia de unas mujeres que sobrevivieron a la violencia de género y que ahora viven en una casa de acogida para mujeres víctimas de maltratos.Una vida nueva después de los infiernos en los que se convertiran sus propios hogares. Carolina, Iria, Lucia y Karen nos relatarán sus experiencias desde una casa de acogida, un lugar cuya ubicación no puede revelar ni a sus amigos, ni a la sua familia. Un remanso de paz después de una experiencia traumática como victima de la violencia de las suas parejas en su propio hogar. Rafael Jurado, un juez del penitenciario, nos acerca su visión de un problema que crece alarmantemente, tanto en el número de fallecidas cómo en el de personas que lo sufren. Además tratará de aportar alguna solución para mitigar el problema.



Desde Galicia, llega este ejemplo de renuncia y rechazo a la violencia de género, dotando a la animación en plastilina de una significalidade y viéndose inmiscuida en temas sociales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada